4 de septiembre de 2010

Síndrome postvacacional

El síndrome postvacacional, según un estudio del Dr. Lavilla, nefrólogo de la Clínica Universitaria de Navarra, consiste en "padecer, a la vuelta de vacaciones, un cuadro de debilidad generalizada y astenia. Puede haber problemas de insomnio que conviven con una somnolencia importante a lo largo del día. La capacidad de concentración se ve limitada así como la tolerancia al trabajo. Esta falta de tolerancia al trabajo viene caracterizada como una sensación de desidia y hastío. En otras ocasiones puede aparecer una sensación de angustia vital que puede llevar a un bloqueo en el cual la persona que lo presenta es incapaz de tomar cualquier decisión. Puede haber un cambio de carácter con cierta agresividad, sin embargo, se establece habitualmente y de forma progresiva una sintomatología más propia de un cuadro depresivo".

En mi opinión tiene mucho que ver el que, a veces, no utilizamos las vacaciones para lo que realmente se supone que son: descansar, dormir lo que necesitamos, dedicarnos a aquellas actividades que nos resultan placenteras, estar con nuestros seres queridos, etc. sino que, en muchas ocasiones, se utilizan para "darle marcha al cuerpo" como, sin ir más lejos, podemos ver en destinos vacacionales típicos donde hay lo que llamamos "mucha marcha", léase Ibiza y similares.

En el caso de haber tenido unas de estas vacaciones "marchosas", lo más normal es que volvamos agotados al trabajo y lo que realmente necesitemos sean "vacaciones de las vacaciones" y resulta hasta lógico que tengamos todos los síntomas del mencionado síndrome postvacacional, máxime si a ello le unimos el trabajo extra que se nos ha podido acumular durante el período de descanso.

Este año yo he vuelto nuevo, he tenido días de casi todo y algunos días, menos de los que hubiera querido, he tenido de todo pero he de reconocer que han sido unas de mis mejores vacaciones.

9 comentarios:

Mayte® dijo...

¡Anda! Mira quién ha vuelto.

jajajaja


Unmn... beso

María dijo...

Estoooooooooo ¿las risas son porque es sábado?, jajajaja.

Me alegra que hayas descansado Alejandro.

Besos

Mayte® dijo...

Las risas son porque hay que sonreir, incluso en Lunes.

jajajja

Besitos María que a este loko ya se los dí.

scarlet2807 dijo...

Alejandro, me alegro infinitamente que hayas disfrutado tus vacaciones, y que hayas vuelto renovado.
Ya no tendras excusa, para tardar en escribir eh????
Esperamos tus escritos...
Un beso, Scarlet2807

SalvaX dijo...

Eso del síndrome post-vacacional se nota mas cada año, Seguramente tienes razón y se debe a que en vez de descansar hacemos largos viajes, excursiones, visitas y deportes y al final acabamos agotados.
¡Es tan cansado estar de vacaciones!
Bueno, ahora a ver si al volver con el trabajo de siempre nos relajamos un poco.

BONBOM dijo...

Alejandro,ya has vuelto, me alegro de que estes descansado y relajado.
Ahora a ponerse las pilas y a escribir. (malona que soy, jiji, ya estoy mandando faena ).

Un beset

Madeira dijo...

Alejandro, me alegro muchísimo que hayas disfrutado. Ésa debe ser la clave por la que no sientes el síndrome descrito.
Un abrazo.

* Inés * dijo...

Me complace leerte, te echábamos de menos.
Espero que tu reincorporación a la normalidad de tu diario, no te impida contarnos lo que te apetezca y que el sabor dulce, que dejan las vacaciones, sea el acicate para esos días raros.
Gracias, por tu comentario, todo un detalle.
Un saludo afectuoso.

LIA50 dijo...

Tendría que haber vacaciones de vacaciones antes de ponerse en actividad, bienvenido Alejandro. Lía.

Callad, por Dios, ¡Oh buñuelo!.

(La foto es de otro día, los de hoy los haré esta tarde que no me ha dado tiempo) Callad, por Dios, ¡oh buñuelo! Que no podré resisti...