3 de octubre de 2010

Quimera

Pasa su vida en pos de una quimera
persiguiendo aquello que jamás tendrá
imaginando que un día conseguirá
en justo premio de su eterna espera

esos deseos que le son vedados
esa felicidad por siempre eterna
que haría brillar su vida cual lucerna
se resiste al designio de los hados

lucha y pelea contra su destino
trata de hacerse un mundo a su medida
sin darse cuenta de su desatino

hasta que un buen día pisa la realidad
y aquella quimera consigue apartar
se sabe ya plena de felicidad

10 comentarios:

Fibonacci dijo...

Bien cierto María, la mayoria de las veces nos dejamos llevar por sueños inalcanzables sin darnos cuenta que la realidad que tenemos a nuestro lado es lo que nos ha hecho ser feliz y la persona que somos.
Nuestros hijos, nuestra familia y todo lo que hemos conseguido, no sería la vida igual si hubieramos alcanzados esas quimeras.
Un beso casto.

Rosa Mª dijo...

Hola María. Me ha gustado muchísimo tu reflexión. Gracias por compartirla.
Besos. Rosa.

Anónimo dijo...

Hola Maria
Mucha razón tienes, muchos nunca llegan a darse cuenta de la realidad.
Cuidate
besos
enmatojado.

BONBOM dijo...

María como siempre tienes razón, nunca o casi nunca nos damos cuenta de lo que pasa y perdemos mucho tiempo esperando cosas banales sin disfrutar lo que de verdad tenemos.

Un besazo guapa

wpaa. dijo...

Es bueno a veces soñar despierto ,pero sin perder el Norte de lo verdaderamente ensencial e importante en nuestra vida real.
Lo que imaginamos o soñamos solo esta en nuestra mente ,la realidad es la que nos rodea dia a dia.
Bonita reflexion.
Un beso.
wpaa.

* Inés * dijo...

Darse cuenta de que lo que se tiene, es con lo que se cuenta y saber que lo que se sueña, no se consigue siempre,, es un paso importante para
encontrar una felicidad real y tangible.
De acuerdo contigo, en tu soneto de Quimera y felicidad.
Gracias, siempre.

scarlet2807 dijo...

Cuanta razón María.
Yo soy especialista en soñar hasta despierta y tal véz éso me resta tiempo , para disfrutar la realidad...
Beos mil, Scarlet2807

SalvaX dijo...

Las quimeras y las utopías son necesarias, son la sal de nuestra vida.
También nos enseñan sobre nuestras posibilidades y limitaciones.
Pero no conviene alcanzarlas porque entonces ¿que nos quedaría?

Mayte® dijo...

Tener demasiadas cosas buenas, ¡Es malo!, al final perdemos la percepción de la realidad.

Besitos

Alejandro dijo...

Me gusta leerte en todas tus facetas, tienes algo.

Un saludo

Callad, por Dios, ¡Oh buñuelo!.

(La foto es de otro día, los de hoy los haré esta tarde que no me ha dado tiempo) Callad, por Dios, ¡oh buñuelo! Que no podré resisti...