Gracias Gente Linda

Loquis (Mayte), Orujo, Inesperada, la otra Loquis (MARIE), en momentos de tristeza siempre es reconfortante recibir palabras de aliento, gracias por su apoyo.
Realmente ayer me sentía muy mal, pues el final de la relación fue un día antes, hoy gracias a Dios estoy mucho mejor y a pesar de que duele tomar este tipo de decisiones, más vale llorar y sufrir un poco y no dejar que transcurra más el tiempo, pues en determinado momento llega el final de toda historia.
Además, no tenía caso continuar, en las últimas tres semanas quise hacerme la ciega, sorda y muda, para no aceptar que jamás sería su prioridad, pues siempre antepuso a sus amigos, las fiestas y cualquier ocurrencia, duele enfrentar la realidad y al final no soporté más su indiferencia.
Hoy estoy feliz, ayer me llamó para decirme que sólo se trata de un berrinche más y en breve volveremos a estar juntos, eso solo demuestra lo egoísta que es y lo ciego que fue al no darse cuenta lo importante que siempre fue para mi.
(Lo que diré a continuación me avergüenza mucho)
Cometí el error de alejarme de mi familia y amistades, para dedicarme por completo a él y, lo más grave, dejé a mi madre en el momento menos indicado (mi padre había fallecido unos días antes), todo porque esta vez no estaba a dispuesta a sacrificar mi "felicidad" (en el 2004 murió mi esposo y no pude estar a su lado, por estar al cuidado de mi mamá, luego de una intervención quirúrgica y su recuperación fue de un año), pero, ella, mi madre, al comunicarle que había tomado la decisión de dejarlo, sólo expresó: "Te apoyo y las puertas de la casa están abiertas para cuando quieras regresar" (¡rayos!, sus palabras aún hace eco en mi tonta cabezota, ¿cómo los hijos podemos ser tan ingratos?).
Tal vez sea consuelo de tontos, pero me siento bien al haber abierto los ojotes y, sobre todo, de estar de regreso en casita, rodeada de gente que me quiero y a la que realmente le importo.
Ainssss, espero no aburrirlos con mis "chocoaventuras", siempre he sido de pocas palabras, me cuesta mucho trabajo escribir mi sentir, pero esta vez ha sido de gran ayuda compartirlo con ustedes, sin duda, ha aminorado ese pesar que tanto daño hacía a mi corazoncito.
Por último, siempre he dicho que en la vida tenemos dos opciones: Levantarnos o hundirnos y esta última jamás ha sido de mi agrado. En breve seguiré siendo la loca Miranda que algunos de ustedes conocen.
Abrazos afectuosos a la distancia.
P. D. Coman frutas y verduras (de esta manera se soportan mejor los chingadazos que la vida nos va dando, jaaaaa).

2 comentarios:

Mayte® dijo...

Sé muy bién con la ilusión que empezaste esta relación y me duele que no haya resultado cómo tu querías y los amigos que te queremos deseábamos.

Te toca apechugar con unos dias malos lokita, pero tú ya sabes de sobra afrontar los malos momentos y salir adelante.
Te dije no hace mucho que tienes un par de ovarios y sabes que si en algún momento nos necesitas sabes cómo encontranos, al menos a los amigos.

Un beso enorme y adelante, que tú puedes.

P.D
Te quiero mucho lokita y estoy orgullosa de conocerte

Mario dijo...

De la tristeza se aprende a aceptar lo que no se puede cambiar, y ayuda a cambiar a tiempo.
Ya sabes que eres un sol.