Carta al Rey, (soneto en alejandrinos)

A mi Rey y Señor, Don Juan Carlos primero:
Con afecto y respeto, como fiel ciudadano.
Ni súbdito ni siervo, ni soy republicano,
Monárquico tampoco, "pago con mi dinero".

Os recuerdo la noche, veintitrés de febrero,
os recuerdo sereno, digno, fuerte y cercano,
defendiendo con bríos, al pueblo soberano;
pido que hoy nos defiendas, de Bono y Zapatero.

Al poner traductores para hablar entre ellos
catalanes y vascos, gallegos, castellanos…
Europa no perdona tamaños atropellos,

Europa nos vigila con ojos espartanos.
El último esperpento vivido en el Senado
En España sabemos que es un golpe de Estado

Madrigal

2 comentarios:

Mª Pilar dijo...

Desde luego que es un esperpento que en una Institución del Estado Español, mal que les pese a loa nacionalistas, se tenga que poner unos intérpretes, es ridículo y una inmoralidad cuando con eso podían tener trabajo unos cuantos parados de los 5 millones que tenemos.

Un abrazo

Pilar

Xarnego dijo...

Por respeto a la cultura y a los ciudadanos.
¿Quien y como debe conservarse esa riqueza?
¿Quien no respeta sus raíces maternas?
¿No es ser nacionalista,
el imponer por encima,
un idioma de mayorías?
¿No seria mejor hablar todos esperanto,
así ningún país o nación, región
o comarca, impondría su supremacía?
¿No es una manera sutil de aniquilar la cultura,
apelando que como nos entendemos
con un idioma, los demás son innecesarios?

Saludos, del Xarnego, Ciudadano, Forastero


Me gusto tu bloc, bonita poesía.