10 de agosto de 2010

Siesta

Sobre las sábanas de lino blanco
reposan sus cuerpos adormecidos
relajados, casi desmadejados
fuera, sólo la quietud del trópico

rota por los sonidos de cigarras
la tarde, tan calurosa y húmeda,
invita solamente a no hacer nada
a quedar sobre las níveas sábanas

a caricias con ternura y lentitud
a besos suaves en los párpados
a esos roces que provocan inquietud

que incitan a un sutil acercamiento
del que ambos conocen la continuación
a ese amar dulce y a la vez sediento

9 comentarios:

BONBOM dijo...

María, es cierto que la sista invita sobre todo a una velada de amar, para luego dormir placidamente.

Un beso guapa

scarlet2807 dijo...

Así quiero una siesta yo, seguro se me pasa hasta la neumonia.
jajajajajajajajajajaja
Ahora fuera de broma, bello y sensual, como nos tienes acostumbrados...
Un beso, scarlet2807

wppa. dijo...

Como me gusta una siesta sosegada ¡¡¡.
En las tardes de verano , que invitan a la relajacion y a poner en orden los pensamientos, y donde unos suaves roces de unos dedos despistados invitan a la pasion.
Un beso
wppa.

Madeira dijo...

María, maravillosa en todas tus formas.
Un besito.

*Inesperada* dijo...

Soneto de frufrú de sábanas, silencios que hablanpor sí sólos, no hay prisas, el amor y la tarde, son cómplices.
Me subyugas, María, caundo te leo en prefecto soneto,parece que incluso se oye tu voz recitándolo.
Me ha encantado y mucho.
Gracias, siempre.

D'MARIE dijo...

Que manera mas encantadora de sentir el amor...vaya que sorprendes!!
Buenisimo
Besis

Fibonacci dijo...

María, María, maría,
Un besote casto

LIA50 dijo...

Hermoso María.Besos Lía.

Carmen dijo...

Yo tengo una duda ¿has publicado algo?, si no lo has hecho deberias planteartelo.

Un beso

Callad, por Dios, ¡Oh buñuelo!.

(La foto es de otro día, los de hoy los haré esta tarde que no me ha dado tiempo) Callad, por Dios, ¡oh buñuelo! Que no podré resisti...