16 de enero de 2010

HAITÍ NOS NECESITA.




Dicen que el movimiento se demuestra andando, pero no sé dónde, ni cómo, la verdad.

Me da mucho dolor la indiferencia de la gente, con la catástrofe de Haití, es como si no existieran.

No hay carteles visibles en los bancos para recaudar dinero, HAITÍ, no tiene infraestructura para esta catástrofe.

Están solos y necesitan ayuda urgente. Nuestra ayuda.

No tienen quien organice semejante caos, tendrán que intervenir los países del primer mundo, militarizando a los voluntarios, cualificados y civiles.

Haití fué colonizada por los españoles. No lo olvidemos.

La población es, además, eminentemente negra, esclavos en su día, que fueron deportados allí, como mano de obra gratuita y... según tengo entendido es el país más pobre del Hemisferio Este.

La población haitiana, en un alto índice, son analfabetos y en el umbral de la pobreza.

Esto quiere decir que sus viviendas, de muy baja calidad y sus escasas pertenencias, han desaparecido bajo los escombros, junto con sus seres queridos.
Familias enteras cercenadas por el cruel equilibrio de la madre naturaleza.

Cuerpos inertes, a cientos o a miles, que siguen sepultados, porque no hay medios humanos, ni mecánicos, para retirar los escombros y posteriormente los cadáveres, ya en estado de descomposición, por el clima ( 38º y una humedad del 85%)

Niños que lloran desolados y desorientados por las calles, buscando a sus madres que no contestan a su llamada.

Y ... sigo sin entender, porque no preocupa la suerte de esta gente y me da rabia la pasividad mundial, que cambia de canal cuando salen las imágenes.

Me ofende la gente que elude el tema, porque son hermanos nuestros y es nuestra obligación pringarnos en lo que podamos.

Haití tiene sangre española corriendo por sus venas, no se nos olvide.

¡Movilicémonos en la medida que podamos, mañana.. nos puede pasar a nosotros!.

4 comentarios:

Mayte® dijo...

Es tan triste y desesperante lo que está sucediendo en ese pobre país, que una mira y lee sin dar crédito.

Besitos desde el alma niña.

Gracias por el artículo

D'MARIE dijo...

Ines,tu pedido solidario,es tan fuerte como la resignacion,de quienes terminan acostumbrandose a vivir asi..Pero esos ojos,que nosmiran .Necesitan de todo el apoyo ,tanto economico,personal y espiritual,para poder salir adelante.Ya que todos merecemos tener una vida digna.Q pronto les llegue todo lo que les corresponde,por ley de vida...Por ley de vida!! Besis

Mario dijo...

Estoy de acuerdo en primer lugar con la necesidad del momento, y comparto, aunque de lejos y detras de un teclado, el sufrimiento de esas personas, lo que no quita que el sentimiento sea real. Pero esto me lleva a reflexionar, que lamentablemente a no ser por este desatino en su suerte geografica, Haiti seguiría con su hambruna y falencias habitacionales como lo viene teniendo de antaño, aún ese antagonismo entre sus habitantes, que comenta mayte en su escrito.
En fin

BOMBÓN dijo...

No importa si corre sangre española o no, eso es lo de menos (desde mi punto de vista) lo que importa es que hasta que lleguen las ayudas lo van a pasar mal , y despues tambien,esperemos que entre todos y no solo los españoles podamos ayudar a esa pobre gente, y que sea lo menos cruel posible sus vivencias, ayudemos un poquito cada uno con lo que podamos y que si existe algun Dios les ayude ,yo se lo deseo de corazon , un beso de Marga BOMBÓN

Callad, por Dios, ¡Oh buñuelo!.

(La foto es de otro día, los de hoy los haré esta tarde que no me ha dado tiempo) Callad, por Dios, ¡oh buñuelo! Que no podré resisti...