1 de junio de 2010

* Los macarras de la moral *


Ellas y ellos, los macarras de la moral son y van por la vida con intrigas, embustes y una vida, para ellos transparente, presumiendo ante la concurrencia, que les soporta, con la paciencia de santos con peana.

Exigiendo la razón para sí mismos y no escuchando otra opción sino la propia, sientan plaza, dominando la situación hasta el ridículo extremo, debido a su ignorancia supina y manifiesta.

Suelen jactarse de una inteligencia que no poseen, quieren ser los primeros, que no mejores, en todo y no vacilan es manipular conciencias, a la menor oportunidad.

Requieren constante atención de sus espectadores, juzgando implacables unas actitudes, inventadas por su mente aburrida y su vida vacía.

Son vengativos y persiguen a su presa u objetivo, de forma tenaz, hasta vencer su ánimo y conseguir la huída, que consideran como victoria personal, acrecentando su ego.

Carecen de la compasión y la empatía, con lo cual, sus actos, comentarios y acciones, pueden llegar a ser de una crueldad extrema.

Son tacaños en extremo, dan como privilegio, las sobras de lo que no quieren, ni necesitan y lo echan en cara, constantemente,incluso durante años.

Su autoestima, aparentemente alta ante los demás, oculta una gran insatisfacción personal, tienen grandes carencias afectivas y llegan a creerse un rol o personaje de docente o salvador social.

Gustan de mezclarse y relacionarse con gente selecta, creyéndose que son, incluso superiores en su propia realidad.

Su cobardía les lleva a realizar sus acciones, a escondidas, son grandes hipócritas y pretenden parecer perfectos ciudadanos/as, con vidas tan limpias como una patena.

La envidia forma parte de su diario, por hechos que, a veces, no tienen justificación. Eso sí, sólo a personas iguales a ellos, jamás inferiores o superiores, ni de tiempos pasados o personajes históricos.

Inventan a placer, especulan con desvergüenza, tergiversan con saña, difaman sin contemplaciones, con falacias que acaban creyéndose como verdades.

Verdades, claro, según estos personajillos, tan cómicos, de la doble moral.

13 comentarios:

Soñador dijo...

muy bueno y veraz tu escrito, me ha gustado este alegato a la falsedad común en muchas personas, que no siendo conscientes de sus carencias, nos proponen como personajes de calidad , aunque esta calidad sea tan inferior que ni se den cuenta de ello.Inventandose una vida de mentiras y rodeandose de calañas parecidas , para asi sentirse arropados por otros insconcientes de estas caracteristicas.Gracias

wppa. dijo...

Descrito a la perfecciòn ,como las carencias afectivas y la doble moral hacen estragos en algunas personas Pues aun creyendose que tienen muchos seguidores o que son seres superiores , son simplemente gusanitos que se alimentan con sus propios excrementos.
El inventarse un personaje de inteligencia superior a los demàs o de situacion privilegiada ante los que les rodean, intentando minimizar a los demàs , al final lo que consiguen , es dar mucha pena cuando la mascara que oculta la realidad se les cae al suelo poniendo al descubierto la verdad ,terminando sus dias en la mas miserable soledad y repudiados por la sociedad.
Excelente descripciòn .
Un beso
wppa.

Ella dijo...

Totalmente de acuerdo, querida Ines. Sólo me resta decir "Dios nos libre".

Muchos Besos

Fibonacci dijo...

me has hecho recordar a la españa profunda por una parte y por otra, que importa el estatu social, eso ocurre y siempre ocurrira, está dentro del ser humano y nunca cambiaremos.
Cualquiera de nosotros, de una forma u otra, nos hemos puesto a la altura de esas o esos que nombras,
Me ha gustado el escrito.
Un beso.

Mayte® dijo...

Si, Dios nos libre. Porque mal que nos pese, ese tipo de actitudes las alimentamos entre todos. No habría personas así, si no hubiera otras personas que les alimentaran el ego.
Si se tuvieran que soportar solit@s y nadie les diera carrete, se aburrirían, pero muchos de un modo u otro, le damos calor a la serpiente porque en algún momento nos dió pena y al final nos mata de una mordida.

Muy bueno el escrito Inés.

Miranda dijo...

Inesssss:

Excelente tema!!!.

Como bien dicen Ella y Mayte, Dios nos libre de cometer actos tan denigrantes.

Besitosssss.

Carmen dijo...

Cuanta razón en tu escrito Inesperada y qué tema tan extenso ¿verdad?, he visto aquí en sólo unos pocos dias 3 variantes sobre lo mismo y el tema, desgraciadamente, sigue de actualidad y daría para otros muchos más escritos.

¿Será que la crueldad humana es infinita?

Besos

Rosso dijo...

Enhorabuena por el escrito, real, cierto y preciso, me gustó leerte, como siempre. Deberían cerrar las cloacas para que esas ratas no saliesen más.
Un beso amiga.

Madeira dijo...

Inespe hasta cuando te pones seria y enfadada me gusta como escribes...
Estoy totalmente de acuerdo con lo que dices.
Un beso grande y un abrazo

scarlet2807 dijo...

Inesperada, desgraciadamente, ése tipo de personas existe y existirán,solo hay que tener la capacidad de reconocerlas,. y mantenerse lo más lejos posible de ellas, ya que contaminan todo lo que les queda a su alcance, y dañan , solo por el placer de dañar...

Gracias por tocar un tema tán profundo.

Un beso, Scarlet2807

LIA50 dijo...

Inesperada, magníficamente explicado,con estos seres nos encontramos todos los días,solo pido sabiduría para no engancharme en sus delirios.Besos Lia.

Alejandro dijo...

Qué bien lo has descrito. La calumnia está penada, pocas personas ejercen su derecho.

Un saludo

D'MARIE dijo...

Ines,Muy bueno como lo has escrito,tan real como extrmecedor...Gracias!!
Besis

Callad, por Dios, ¡Oh buñuelo!.

(La foto es de otro día, los de hoy los haré esta tarde que no me ha dado tiempo) Callad, por Dios, ¡oh buñuelo! Que no podré resisti...