7 de junio de 2010

Fábula de la serpiente y la luciérnaga


Cuenta la leyenda que una vez una serpiente empezó a perseguir a una luciérnaga, ésta huía rápido, con miedo de la feroz predadora y la serpiente, al mismo tiempo, no desistía.

Huyó un día y ella la seguía, dos días y la seguía, al tercer día, ya sin fuerzas, la luciérnaga paró y le dijo a la serpiente: ¿Puedo hacerte tres preguntas?, no acostumbro dar este precedente a nadie, pero como te voy a devorar puedes preguntar -contestó la serpiente-.

¿Pertenezco a tu cadena alimenticia? -preguntó la luciérnaga-. No, respondió la serpiente. ¿Yo te hice algún mal dijo? –dijo la luciérnaga-. No, volvió a contestar la serpiente. Entonces, ¿por qué quieres acabar conmigo? –preguntó la luciérnaga-. ¡Porque no soporto verte brillar! –expresó la serpiente-.

MORALEJA:

Muchas veces nos hemos visto envueltos en situaciones donde nos preguntamos: ¿Por qué me pasa "esto" o "aquello" si no he hecho nada malo, ni he dañado a alguien?. Es sencillo de responder ...


¡Porque no soportan verte brillar!


Así que cuando eso suceda NO DEJES DE BRILLAR, continúa siendo tú mismo, da lo mejor de ti, no permitas que te lastimen ni te hieran, sigue brillando y no podrán tocarte, porque tu luz seguirá intacta. Tu esencia permanecerá, pase lo que pase. Sé siempre auténtico, aunque tu luz moleste a los predadores.

17 comentarios:

Ella dijo...

Qué gran verdad Miranda, el mundo está lleno de gente opaca que no soporta el brillo de los demás.

Por cierto, yo estoy mosqueada con lo de la luz de Carmen, jajaja.

Besos

Miranda dijo...

Ellaaa:

No digas eso nena, que entonces yo estoy archi requeterrecontra mosqueada, sniffff.

scarlet2807 dijo...

Que buena fábula " mexicanita encantadora", con tan pocas palabras has dicho una verdad del porte de una catedral...

Un beso,Scarlet2807

LIA50 dijo...

Wppa, tan cierto es lo que relata esta fabula, pero nos enseña que debemos brillar pese a quien le pese...la luz de cada uno no se puede apagar.Beso Lia.

BONBOM dijo...

Preciosa fabula, y es verdad no debemos dejar que nadie intente "apagarnos",
Muchos besos de Marga BOMBON

Rosso dijo...

Miranda, preciosa fábula y bien expuesta por tí.
Quién no lucha, ya perdió, y eso les pasa a esa clase de gente, como ellos son fracasados, quieren lo mismo para el resto.
Miranda, besitos.

nerfegon dijo...

Siempre habra una serpiente detras de una luciernaga (cocuyo), no soportan el brillo de los demas,,
muy bueno MIRANDA..

Manases dijo...

No dejemos que la luz se apague , nunca la pongagmos debajo de la mesa, subamosla a una montaña, para que ilimine toda una ciudad....besos miranda

wppa. dijo...

Cierto , que mucha gente vive en la absoluta oscuridad, y cuando ven que alguien brilla , le hace daño a sus ojos.., Yo lo llamo envidia , no soportan a quien ilumina el firmamente por su propia luz.
Un beso
wppa,

Madeira dijo...

Comentar después de lo que ha puesto Manases es muy complicado. Sólo se me ocurre pensar en la gran cantidad de energía que se pierde persisguiendo o escapando. Sería mucho más fácil intentar desarrollar las habilidades propias.
Muy buena la fábula Miranda. Un abrazo

Mayte® dijo...

Preciosa fábula y preciosa reflexión Miranda.

Si nos dedicáramos un poquito más a intentar mejorar por nosotros mismo y no observar tanto a otros, brillaríamos más sin necesidad de tener que intentar opacar a nadie.

Gracias Mirindita. Adoro leerte lokita.

Besitos desde el alma

Alejandro dijo...

Opino como Mayte. Me ha gustado mucho.

Un saludo

Carmen dijo...

La envidia es mala, para el que la practica y para el que la sufre.

Y,por alusiones, yo sigo con mi luz.

Un beso

Soñador dijo...

Miranda precioso¡¡ gracias por esta leyenda, eres genial.Un abrazo

Fibonacci dijo...

Has dado con una fabula muy buena, deberemos llevarla a cabo siempre, no te importe el que diran ni como te vean, sigue siendo tú.
Un beso Mirinda

D'MARIE dijo...

Mirilindi,,preciosa la fabula,es verdad no hay que permitir tapen tu brillo,.ser como uno es..sin opacar ni permitir ,te roben tu luz!!
Besis

Gonzalo Ramos Aranda dijo...

LUCIERNAGA

“Chispita en tu ser anida, ilumíname . . . la vida.”

Luciérnaga, luz que vaga,
en la noche que divaga,
con luna, con las estrellas,
te pareces a una de éllas.

Rayito, bicho, cocuyo,
de aquel bosque eres orgullo,
candil que bordas el cielo,
energía, límpido anhelo.

Candileja, . . . resplandor,
alas, cascabel, fulgor,
fósforo que anda volando,
rapidito don de mando.

Lamparita que te prendes,
fascinante, ¿me comprendes?,
claridad tienes por manto,
alúmbrame mientras tanto.

Bombillita, que cintila,
el destello que destila,
brillo nocturno de amor,
centella, chispa, esplendor.

Iluminación primaria,
semáforo, luminaria,
velita que va, que viene
que, en el viento, se entretiene.

Relampaguito del mundo,
solecito de un segundo,
quiero prolongues tu foco,
que me encantes, . . . poco a poco.

Autor: Lic. Gonzalo Ramos Aranda
Guadalajara, Jalisco, México, a 30 de junio del 2016
Dedicado a mi nieta, Marijose Rodríguez Ramos
Reg. SEP Indautor No. (en trámite)

Callad, por Dios, ¡Oh buñuelo!.

(La foto es de otro día, los de hoy los haré esta tarde que no me ha dado tiempo) Callad, por Dios, ¡oh buñuelo! Que no podré resisti...