8 de mayo de 2010

Un cuento infantil

Érase una vez un gatito negro de ojos grises y despiertos. El gatito un buen día vio a una gatita de pelo largo ojos azules de andar coqueto. El gatito de ojos grises se enamoró de aquella belleza y decidió enamorarla.

Al principio ronroneaba al verla, frotaba su cuerpecillo contra las esquinas, la gatita ni tan siquiera lo miraba y el gatito se desesperaba.

Decidió hacerle regalos, le llevó sardinas frescas, la gatita se las comía sin tan siquiera mirarle, le llevó un ratoncito con el que la gatita jugó y jugó hasta que el ratoncito se le escapó pero la gatita ni tan siquiera miró al gatito.

Un día cuando el gatito de ojos grises llevaba a su amada una lagartija viva cayó desde lo más alto del tejado, se rompió las cuatro patitas, pero lo peor es que el golpe que se dio en la cabeza lo dejó ciego.

Pasó el tiempo y la gatita harta de amores efímeros fue a ver al gatito de ojos grises lo encontró postrado en su cojín y le preguntó sin saber que estaba ciego
- ¿aun me quieres gatito de ojos grises?.

El gatito intentó intuir de donde venia aquella voz y respondió.

- Gatita de mis sueños mírame en el fondo de los ojos y obtendrás la respuesta.

El gatito abrió los ojos todo lo que sus parpados le permitían y la gatita pudo ver en el fondo de sus pupilas la última imagen que había quedado grabada antes de caer y quedarse ciego y esa imagen era la de las estrellas que habían escrito en el firmamento. ¡YA ERES LIBRE!

8 comentarios:

Mayte® dijo...

Que triste. Y que mala gata que solo busca al gatito cuando está cansada de probarlo todo. Si fuera gata, me habría quedao a la primera con el gatito, el si sabía quererla.

Ojala que el gato le diera calabazas, porque incluso con su ceguera, vale tropecientas veces más que ella

scarlet2807 dijo...

Me encantan las historias, y ésta nos deja una enseñanza, ya que pienso que el gatito mandó al carajo a la gatita con su " soy libre"!!!!

Creo que los seres humanos , todos ( me incluyo) solo sabemos valorar las cosas, cuando las perdemos...

Un beso, Scarlet2807

Ella dijo...

El gato hizo muy bien. Que se aguante la gata por veleta.

Un beso

Soñador dijo...

Me gusto este cuentito , muy lindo Melitón, gracias

*Inesperada* dijo...

Las gatas, como aquella, bajo la lluvia, ronronean suavemente.

Maúllan perdidas, sin destino y sin dueño.

Es su sino y su castigo( ¿por banduendas?).

Me gusta mucho como escribes, gracias, todas, desde mi lado.

Miranda dijo...

Ainsssss, un cuento triste, ese si es amor del bueno, vaya que el gatito es digno de admiración y muy valiente al expresar "YA ERES LIBRE".

Abrazos afectuosos y cariños sinceros a la distancia.

D'MARIE dijo...

Vaya gata!!.Que bueno tu cuentito!!
Besoss

Madeira dijo...

Triste pero dulce, muy dulce tu escrito Melitón.
Un abrazo

Callad, por Dios, ¡Oh buñuelo!.

(La foto es de otro día, los de hoy los haré esta tarde que no me ha dado tiempo) Callad, por Dios, ¡oh buñuelo! Que no podré resisti...