I Will Always Love You



Hoy ha fallecido Whitney Houston, víctima de sí misma, de su adicción a las drogas. Como confesó en su momento, su peor demonio era ella misma y hoy, desgraciadamente, lo ha demostrado.

Como nunca entenderé, ni aprobaré, ni disculparé las adicciones, ni siquiera las mías porque, en mayor o menor medida, todos las tenemos (chocolate, dulces, etc.), no voy a ponerme aquí a hacer un panegírico, me limitaré tan sólo escucharla, a seguir sin entenderlo y, por supuesto, a lamentarlo.





13 comentarios:

Mos dijo...

Se han dado ya varios casos en que a un artista le supera la fama que va cogiendo, su público, sus exigencias para mantenerse en la cima. Supongo, María, que a Whitney le pasaría algo parecido y se refugió en las drogas. Como Michael Jackson, como Amy Winehouse y muchos más.

Nos quedan sus canciones, su voz mágica y su recuerdo.
Descanse en paz.

Un abrazo de Mos desde la orilla de las palabras.

ion-laos dijo...

Otra leyenda, otro mito, pero me he quedaoooo!!!

Besos!

Rosana Martí dijo...

El declive de una grande que no pudo con su fama, yo también lo lamento mucho.

Besitos mi linda María, todo correcto no estás en spam por lo menos en mi escritorio, pero de todas formas gracias por avisarme.

Lola dijo...

Hola María, hoy me ha impactado la noticia, una persona joven deja una huella inolvidable, y su voz nos envolverá ahora que no está.
No sé qué decir más, solamente que me gustaba mucho oírla. Gracias por tu entrada con sus fotos incluidas. Un beso.

Mascab dijo...

Como todos quienes apreciamos sus canciones y su voz, como todos quienes nos enamoramos o re-enamoramos con aquella fantástica banda sonora, nos hemos quedado con un hueco en nuestros recuerdos, como el que queda cuando alguien que ha formado parte de tu vida, se va.

Besos guapa.

Mª Pilar dijo...

Fué una pena, las malas compañías la llevaron a su aficción a la droga, La música ha perdido una gran voz, me encantaba
Ojala haya encontrado la paz que necesitaba

Pilar

chus dijo...

Siento rabia, mi yo tengo ua amiga de Murcia, con anoresia, otro bummmm, y le dije un dia que era una egoista, hacer sufrir, no vivir, ni dejar vivir, para alcanzar su meta morir. besos

GaMyr dijo...

Es difícil manejar la fama, ser una figura conocida y pública, perder la intimidad.
Lamentamos esta gran perdida.
Besos

Anónimo dijo...

Lo supe pronto, muy pronto, a la 1:10 ya lo anunciaron en un periódico on line, que casualmente ojeaba esa noche.
Por la tarde escuché a mi hija cantar esa canción precisamente, la que nos has puesto y prometo que sentí algo amargo dentro, algo que me decía que Withey nunca sería la que fué.
Y mira por dónde...pasó.
Un beso María.
Inés.

Manuel Torres Rojas dijo...

¿Dónde estará su voz esta mañana?

Rosa de los Santos dijo...

Seguro que en el cielo, estara muy a gusto con much@s otr@s cantantes que padecieron del mismo mal que ella- Descanse en paz-

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Bona nit Rosa Mª, no conocía a esta cantante, pero ya me encontrado a varios blogs con su dedicatoria.
Es el mal de la fama, que se cansan de tener de todo y no hallan aliciente en la vida.
Gracias por quedarte a mi lado, solo con ser una gran mujer , llena de humanidad, me haces feliz.
Con ternura
Sor. Cecilia

Gizela dijo...

Fue un fuerte impacto
Cuesta creer que alguien con esa preciosa voz y esa sensibilidad, para interpretar, se la tragara el vendaval de la vida oscura...esa que no perdona, cuando nos dejamos abrazar...
Besos